El Ojo de Horus: El verdadero significado de un símbolo antiguo y poderoso

El Ojo de Horus es uno de los símbolos más famosos del antiguo Egipto. Conocido también como Wadjet, se cree que este símbolo mágico proporciona protección, salud y rejuvenecimiento.
 
Un origen dramático: una historia de traición y asesinato
El origen del Ojo de Horus puede encontrarse en el mito egipcio de los dioses Seth y Osiris. Los antiguos egipcios creían que Osiris era el rey de Egipto, y que su hermano Seth ansiaba su trono. Mediante el engaño, Seth consiguió asesinar a su hermano y se convirtió en el nuevo rey. Sin embargo, la diosa Isis, esposa de Osiris, consiguió traer de nuevo a la vida a su marido temporalmente por medio de la magia, quedándose embarazada de Horus.
El coste de la venganza y el sacrificio por la resurrección
Osiris acabó convirtiéndose en dios del inframundo y Isis crió sola a Horus. Cuando Horus llegó a la edad adulta, intentó vengar la muerte de su padre. Horus luchó con su tío Seth en una serie de batallas y finalmente logró derrotarlo. Durante estas luchas, sin embargo, Horus perdió uno de sus ojos. Según una versión del mito, Seth le arrancó el ojo a Horus, lo partió en seis trozos y los arrojó lejos. En otra versión fue el propio Horus quien se arrancó el ojo como sacrificio para traer a su padre a la vida de entre los muertos. En cualquier caso, el ojo perdido de Horus fue restaurado mágicamente por Hathor (considerada a menudo consorte de Horus), o por Thot, dios de la sabiduría.
Como el ojo de Horus fue restaurado por arte de magia, los antiguos egipcios creían que tenía propiedades curativas. Se hacían amuletos de este símbolo empleando una amplia gama de materiales, entre ellos el oro, el lapislázuli y la cornalina, y eran utilizados como joyas tanto por los vivos como por los muertos.
¿Cómo se utiliza el Ojo de Horus hoy en día?
Aunque la antigua civilización egipcia llegó a su fin, la creencia en el poder del ojo de Horus siguió viva, y este símbolo es utilizado aún por muchos en nuestros días. Por ejemplo, en los países mediterráneos los pescadores pintan a menudo este símbolo en sus embarcaciones para su protección. Además, mucha gente todavía utiliza el Ojo de Horus en sus joyas para protegerse de la mala voluntad de los demás. Por otro lado, el Ojo de Horus es también popular entre los ocultistas, así como entre los teóricos de la conspiración, que ven el Ojo no sólo como un símbolo protector, sino también como un símbolo de poder, magia y conocimiento.
Fuente: http://periodismoenlinea.medios.com.ar/

Dejar un comentario